Las finanzas en pareja y personales.

Las finanzas en pareja y personales

 

La buena administración del dinero en pareja.
Aprender a administrar el dinero en pareja puede ser tan difícil como aprender a convivir sin discusiones. De hecho, una mal distribución de las cuentas, puede generar más conflictos de los que ya pueden tener como pareja.

 

La tolerancia es súper importante para aprender a llevar las cuentas claras.
Como pareja pueden tener intereses diferentes de cómo gastar el dinero pero, para evitar discusiones que no valen la pena pueden realizar una especie de lista en donde agreguen todo lo que deben pagar mensualmente, como la comida, el alquiler o la hipoteca, deudas de créditos bancarios, etc.

Y también agreguen lo que desean adquirir adicional a lo necesario, como la ropa, zapatos, electrodomésticos, computadores, esos gastos extra que no son urgentes pero que tienen derecho a darse el lujo de adquirir.

 

La lista.
Luego de hacer la lista procedan a dividirse las cuentas dependiendo del ingreso de cada uno ya que, por supuesto, el que gane menos no podrá cancelar más de la mitad de las deudas del hogar. Mientras realicen esta tarea frecuentemente, podrán tener un mayor control de las deudas y así evitar discusiones que no valen la pena.

También, pueden crear una cuenta conjunta en donde depositen el dinero referente a los gastos de la casa y así llevarán un mayor control de cuánto se gasta en cada pago.

Pero adicional, pueden tener una cuenta personal cada uno en donde, una vez que cubran los gastos urgentes, podrán depositar lo que deseen para sus gastos personales.

 


Compartir gastos.

Lo importante es que en medio de que son una pareja y deben compartir gastos, y también se sientan libres en ciertos momentos teniendo gastos personales y sin necesidad de explicárselo a su pareja en todo momento. Recuerden además dejar siempre un poco de dinero ahorrado después de cancelar las deudas de cada mes.

Estos ahorros pueden ser de gran utilidad para salir de algún apuro en el cual tengan que verse obligados a invertir una gran cantidad de dinero y que si no la tienen al momento podría convertirse en una situación engorrosa.

Un viaje que deseen realizar de imprevisto por algunas vacaciones adelantadas que les dieron en el trabajo, o por un fin de semana largo, también es una buena razón por la cual necesitarían esos ahorros.

 

Ahorrar nunca es sinónimo de algo malo.
Al contrario, así no malgastas el dinero en ropa o productos innecesarios, sino que lo guardas hasta tener la verdadera necesidad de gastarlo y es cuando verás la utilidad de no haberlo consumido antes. Texto inspirado en: comohacerpara.com

 

Como determinar si has manejado bien tu dinero


¿Cómo determinar si has manejado bien tu dinero?

Tomar las mejores decisiones en cuanto al manejo de tu dinero muchas veces puede resultar un trabajo duro, pero no imposible.

Si quieres comprobar que las estrategias que estás utilizando en este aspecto han funcionado sigue leyendo que a continuación te indicaremos algunos indicios que te harán reconocer que has tomado las acciones correctas en tus finanzas.

 

1. Pagas todas tus facturas sin falta cada mes.
Tus compromisos de pago son cumplidos puntualmente y sin necesidad de usar las tarjetas de crédito. Con esta acción demuestras que cuentas con el dinero suficiente para subsanar tus gastos, que el registro de tus cuentas pendientes funciona y que usas el dinero en lo que realmente se necesita.

 

2. No vives mes a mes.
Un estudio del Brookings Institute reveló que muchos hogares “de buen estatus social”, tenían dificultades debido a que buena parte de sus activos no eran líquidos. Cuando más dinero se gana, más se gasta y todo sube acorde con los ingresos que se están percibiendo.

Por esta razón si al pagar tus deudas mensuales te queda dinero disponible, has realizado una buena administración la cual te permitirá realizar mejores inversiones a futuro.

 

3. Piensas en el futuro.
Deliberas sobre los acontecimientos del mañana que puedan llegar a tu vida como comprar casa, automovíl, casarte, tener un hijo… y designas un fondo de ahorro para cualquiera de esas circunstancias, el cual te permitirá enfrentarlas de la mejor forma cuando éstas lleguen a surgir.

 

4. No tengas deudas por tu tarjetas de crédito.
Una encuesta de Magnify Money señaló que 42% de los ciudadanos estadounidenses debían en promedio 11.000 dólares por tarjetas de crédito. Llegar a esa cifra es más fácil de lo que parece.

Muchas personas con ese saldo, lo tienen por vivir por encima de sus posibilidades y no por haber hecho uso del plástico en situaciones excepcionales.

 

5. Vences sin problemas un gasto inesperado.
Entre tus prioridades está tener un fondo de emergencia que te permita cubrir cualquier eventualidad o en el peor de los casos cubrir tus gastos de tres a ocho meses.

 

6. Tus finanzas han crecido.
Tus deudas han disminuido y ya tu cuenta bancaria no se encuentra vacía, siempre tienes una cantidad considerable de dinero lograda por tu buena administración para ahorrar y/o cubrir imprevistos.

Hasta has observado que, gracias a tu buena gestión, podrás realizar ese viaje que tanto has deseado, ya que cuentas con el dinero necesario para realizarlo cómodamente.

 

7. Cuentas con varias opciones de ingresos.
Esto es favorable ya que si una te falla tienes otra alternativa que te permitirá continuar sin dañar tu economía.

Si en tu vida se encuentran presentes dichas premisas has realizado un buen manejo del dinero, lo cual quiere decir que tus estrategias han funcionado perfectamente y que en vez de cambiarlas puedes repotenciarlas para que los beneficios sean superiores mes con mes. Texto inspirado en: www.bancaynegocios.com

 

Cómo conseguir vivir en tus posibilidades económicas para ser más feliz.


Vivir en tus posibilidades económicas para ser más feliz.

Cómo conseguirlo. La austeridad te hará más feliz.
Con tantas tentaciones a nuestro alrededor, hablar de este tema es como hablar de represión. Pues no, es cuestión de dosificar nuestras tentaciones y malos consejos sobre una sociedad de consumo compulsivo, en la que por tener una economía saneada y de austeridad, damos la impresión de que somos más pobres.

Que en ningún caso la austeridad esta reñida con la prosperidad, vivir por debajo de tus posibilidades tampoco es, se trata de vivir en tus posibilidades.

 

La prosperidad no es hipotecarse de por vida.
La prosperidad es buscar la mejor oferta de aquello que necesitas a corto plazo. Tener objetos por que están pasados de moda, cuando todavía son útiles, es esclavitud.

Valorar lo que “se es” y “tienes” como algo GRANDE es riqueza.
El orden de la vida se valora por:
EL SER, EL HACER y después como consecuencia EL TENER.
Si cambias el orden y pones primero EL TENER, reflexiona, ¿dónde pones EL SER?

Si quieres mejora tu calidad de vida empieza con una buena educación y adquirir conociendo de diferentes tema, sobretodo en lo que te guste más y en lo que tienes buena habilidad. Esto te dará la satisfacción de haber conseguido mejor salud económica, menos esfuerzo y una abundancia de riqueza personal, bueno para los demás y bueno para ti.

 

Vive dentro de tus posibilidades.
Recuerda mantenerte alejado de las tentaciones que dan las tarjetas de crédito, los anuncios donde explican solo una parte, los créditos fáciles, los roles sociales, regalos que no puedes pagar, automóviles, electrodomésticos, televisores, zapatos, ropa, etc.(y la montaña crece) que no necesitas. Reflexiona.

 

Los Roles Sociales.
El rol social es un concepto sociológico que hace referencia a las pautas de conducta que la sociedad impone y espera de un individuo en una situación determinada. El rol tiene la función de separar lo que somos (identidad) de lo que representamos (rol)

Los roles, por tanto, son creaciones sociales, la forma como se relacionan los individuos y las instituciones, que también son otra creación social. Las principales instituciones son la familia, la educación, la religión, la política, el estado y la economía.

Estas instituciones sociales poseen unas normas implícitas (unas pautas de comportamiento) que los individuos aceptan y asimilan, ya que si no siguen estas pautas, pueden ser rechazados o, incluso, expulsados del grupo.

 

La relación existente entre las normas y los roles.
Es, por tanto, necesario explicar la relación existente entre las normas y los roles: las normas regulan el comportamiento de los individuos y hacen referencia tanto a prescripciones como a proscripciones.

Estas normas de comportamiento emanan de las instituciones y son los individuos quienes legitiman su valor moral y quienes las respetan y cumplen para evitar el rechazo del grupo y/o la exclusión. (» wikipedia: El Rol Social)


La austeridad te hará más feliz.

¿Crees que si tuvieras mucho dinero serias más feliz?
¿El dinero da la felicidad?

Empieza hoy a preparar el futuro que deseas tener, no vivas al día.
Toma decisiones valientes, prospera pero calcúlalo con asesoramiento.
Y tomate tu tiempo.

Quizá uno de los motivos que expliquen la falta de previsión económica sea la ausencia de cultura financiera y la falta de concienciación de la necesidad de medidas para proteger el futuro económico.

 

Planifica tu futuro económico para que no te quedes sin nada.


El tiempo pasa rápido, planifica tu futuro económico para que no te quedes sin nada.

Empieza hoy a preparar el futuro. En menos que canta un gallo, los días, semanas, meses y años, el presente desaparece a una velocidad de amnesia que nos traslada al futuro, creyéndonos que estaba más lejos.

Si detenemos el tiempo y contamos cuanto has tardado en llegar a la edad que tienes ahora, parece que fue ayer. Planifica tu futuro económico para que no te quedes sin nada. Planificar no es una cuenta de ahorro, es una toma de conciencia del hoy con un plan para mañana.

En el trascurrir de los años tenemos altos y bajos en nuestra economía por diferentes factores, bien a nivel profesional o de familia. Asumimos riegos porque deseamos prosperar y calcular que lo podemos perder todo no es fácil.

 

Planificar.
Pero si podemos planificar que una parte de nuestra economía es intocable, si intocable, es cuestión de aprender a ampliar nuestra toma de conciencia.

Arriesgar a perderlo todo no es necesario para vivir con calidad.
La vida no nos exige tanto.
Es más importante el ser que el tener.

 

Únicamente se pensó en “el día a día”
Empieza hoy a preparar el futuro que deseas tener, no vivas al día.
Cumpliste los 60 ó más años, y ahora viene la etapa de jubilación, pero hay que seguir trabajando porque los ahorros son insuficientes para llegar a un placentero retiro.

 

¿Por qué pasó esto?
No hubo planificación y únicamente se pensó en “el día a día”.

Toma decisiones valientes, prospera pero calcúlalo con asesoramiento. Y tomate tu tiempo. Quizá uno de los motivos que expliquen la falta de previsión económica sea la ausencia de cultura financiera y la falta de concienciación de la necesidad de medidas para proteger el futuro económico.

Tanto la situación económica actual como la futura están repletas de incertidumbres. Dicho de otro modo, existen múltiples elementos en el día a día que señalan la conveniencia e importancia de la planificación del futuro financiero personal y familiar, de protegerlo económicamente ante adversidades venideras.

 

Es nefasto y horrible, que después de toda una vida de esfuerzos profesionales o familiares, si esa fue tu actividad, que te quedes sin nada.

El tiempo pasa rápido, planifica tu futuro económico para que no te quedes sin nada. Suerte.

 

Conoce la relación de tus pensamientos con tu economía.


Conoce la relación de tus pensamientos con tu economía.

En muchas áreas de la vida los pensamientos juegan un papel importante. Mantener ideas positivas en ciertas situaciones puede ayudarte a solucionar problemas y a llevar la vida de una mejor manera.

 

Las finanzas personales no son la excepción a la regla.
Tener pensamientos negativos recurrentes sobre el dinero que posees te limita a crecer financieramente.
Creencias infundadas como:
“mi futuro es ser pobre porque vengo de una familia humilde” o
“no ahorro porque mi salario no me alcanza”
empiezan a convertirse en realidades de tu vida, ya que, a través de las acciones que realizas que solo confirman esos pensamientos negativos.

Según señala cnnexpansion.com: “esas ideas tienen su origen en la historia familiar de cada persona y el contexto en el que ésta se ha desarrollado”.

Por ejemplo, si un individuo vivió cuando niño un episodio donde sus padres discutían por dinero, crecerá creyendo que el dinero equivale a tristeza y conflicto.

 

Crees que si tuvieras mucho dinero serias más feliz ¿El dinero da la felicidad?

 

Crees que si tuvieras mucho dinero serias más feliz ¿El dinero da la felicidad?
Si, seria más feliz, pero hasta un límite, ya que el dinero no lo resuelve todo.

Con la riqueza disminuye la sensación de tristeza, pero no aumenta la del bienestar. Desde conducir coches lujosos, hasta pasar horas y horas dándose masajes en los balnearios más caros del mundo. No son pocos los que ven a las personas con gran capacidad económica como las más alegres del mundo.

 

¿Y quién no sería feliz con una ingente cantidad de millones en la cartera?

El dinero no da la felicidad, sino que a nivel psicológico sólo ayuda a sentirse menos desgraciado en el día a día. Así pues, contar con unos mayores ingresos no ayuda a ser más feliz a diario, pero si experimentar menos tristeza y una mejora en la felicidad en el día a día.

Las conclusiones halladas por Elizabeth Dunn, profesora de psicología en The University of British Columbia, tras varios experimentos sociales, llegó a la conclusión, de que aquello que de verdad causa felicidad es usar el dinero para hacer un regalo a otra persona.

Si quieres documentarte más ve a esta fuente de opinión: en este enlace: » http://www.abc.es


El dinero que hace falta para vivir feliz.

Es cuando se cubre las necesidades básicas para la vida, el resto del dinero ya no da la felicidad. El dinero te da muchas alegrías, pero una vez cubierta las necesidades básicas, ya no da más felicidad.

 

¿Aportan más felicidad las experiencias que las cosas?
Una experiencia aporta mayor felicidad que un bien material, porque, entre otras cosas, la ilusión y el deseo nos da todo tipo de posibilidades, y así, nuestra mente experimenta sensaciones y nuestro cuerpo se llena de energía como si pudiera volar y llegar a donde la imaginación nos alcance.

La sensación de experimentar con hacer lo que más nos gusta, te hace viajar sin esfuerzo a llegar al lugar que tu mente pueda imaginar.

 

Bendiciones y esfuérzate en ser feliz.

 



♣ Contenidos similares que te pueden interesar.

Opt In Image
Suscríbete y Recibe GRATIS
una Guía PDF única que te ayudará:
Cómo hacer bien un buen Presupuesto
de los Gastos del Hogar de forma eficaz
y mejorar tus Finanzas.
¡Te Sorprenderá!

» Más información Aquí.

Guardar

Guardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *